Un abogado que esquivó las bombas en Kabul e Iraq logró recuperar en 3 años la Universidad Autónoma del Caribe. El trabajo ha sido ‘faraónico’.

Hace 3 años Barranquilla estaba herida. Un puñal de corrupción, desfalco y paramilitarismo había cercenado el alma y espíritu de uno de los principales centros de enseñanza superior de la ciudad, la Universidad Autónoma del Caribe. El país recuerda aún la página oscura que escribió la exrectora Silvia Gette durante su gestión entre 2003 y 2012.

Publicado en Noticias